sábado, 19 de diciembre de 2009

19.

¿Y qué pasará cuando te tenga delante, una vez más? Ahora todo ha cambiado, yo he cambiado, tú habrás cambiado, nuestros sentimientos han cambiado. Ya nada es como antes. Desconocíamos lo que el futuro nos tenía guardado y nos hemos encontrado con esto. Me he encontrado con esto. Hace dos semanas las cosas serían diferentes, tenía ganas de verte, ganas de que supieras lo bien que me iba. Pero eso cambió la semana pasada [o eso creo]. Haca siete días descubrí que yo, como buen ser humano que soy, vuelvo a tropezar por segunda vez con la misma piedra. Distinta piel, pero con el mismo fondo. Pero esta vez estoy decidida a hacer las cosas de otra manera, a manejar yo la situación. Una para saber y otra para aprender. Impediré que se vuelva a convertir en un círculo pasado, será una línea curva, con altos y bajos, como el resto. Creo que he decidido no ser diferente a los demás, y como ellos, seguir las líneas que todos tenemos marcadas. Simplemente para evitarme malos momentos. Esta vez, yo tomo las riendas. Sólo con agarrarlo de la mano, ya volvemos al pasado. Contigo funcionaban miradas y palabras, con él acciones. Tú eras ternura, él todo pasión. Distinta piel, mismo fondo, vosotros. Misma piel, distinto fondo, yo. Contigo, querer; con él, simple ilusión. Tú eras todo y eres quizás, él mi salida y el apoyo a mis sentimientos. Un nuevo capítulo a mi novela, tú estás de vuelta.

No hay comentarios: