sábado, 25 de julio de 2009

25.

Piensa que la forma en que la vida fluye está mal. Debería ser al revés: uno debería morir primero, para salir de eso de una vez. Luego, vivir en un asilo de ancianos hasta que te saquen cuando ya no eres tan viejo como para estar ahí. Entonces empiezas a trabajar, trabajar durante cuarenta años hasta que eres lo suficientemente joven para disfrutar de tu jubilación. Luego fiestas, parrandas, drogas, alcohol. Diversión, amantes, novios, novias, todo, hasta que estás listo para entrar en secundaria... Después pasas a la primaria, y eres un niño que se la pasa jugando sin responsalibilidades de ningún tipo. Luego pasas a ser bebé, y vas de nuevo al vientre materno, y ahí pasas lo mejores y últimos nueve meses de tu vida flotando en un líquido tibio, hasta que tu vida se apaga en un tremendo orgasmo... ¡eso sí es vida!
Quino

No hay comentarios: